¿PORQUE DEBEMOS VOTAR POR GUSTAVO PETRO?

Por: Jorge Vergara Carbó

En dos escritos de mi autoría, publicados uno el 27 y el otro el 28 de mayo del 2022, explicaba  las propuestas más discutidas de Gustavo Petro “régimen pensional y  transición energética”. Ambos documentos fueron ampliamente divulgados por varios medios, y con buena circulación en las redes sociales.

En vista que aún continúan algunos en las redes sociales, y ante la falta de debate por decisión de su contrincante, creo conveniente volver a decirles que no es cierto que Petro le expropiara su pensión, ni sus ahorros que tienen en las AFP. Es todo lo contrario con su propuesta de pílares, no solo les garantizará a los trabajadores de uno a cuatro SMLV una pensión, sino que también con sus cotizaciones liberara del PGN, $18 billones, dinero que se destinará para garantizarle medio salario mínimo como pensión, a los adultos mayores de 65 años, que no pudieron alcanzar una pensión.

Tampoco es cierto que llegado al poder, dará por terminada la explotación de petróleo, gas y carbón. Sería una locura, porque por lo menos hasta finales del año 2023, los precios de estos productos estarán en niveles altos, dependiendo de la guerra Rusia-Ucrania. Su período de transición es de doce (12) años. El gobierno de Petro va a disfrutar de esos recursos, que servirán para disminuir el déficit fiscal que recibe. La exploración y explotación de los commodites, con el tiempo desaparecerán, es una política mundial, no es idea de Petro, por eso tenemos que invertir en energías alternativas y comenzar a pensar como lo ha manifestado en sus propuestas de cambiar el modelo de desarrollo extractivo por un modelo productivo, que genere empleo.

Tengan la seguridad  que Petro no expropiará a nadie. Es respetuoso de la Constitución del 91, como ciudadano y como constituyente, que al lado de Álvaro Gómez, Serpa, Navarro entre otros constituyentes, ayudo a redactar. Recuerden que nuestra constitución contiene un artículo sobre la expropiación cuando es por un bien común, previó pago por parte del Estado del valor del bien. Casi todos los gobernantes han hecho uso de ese artículo para adelantar obras vitales para la sociedad.

Es una bobada, que sigan en las redes sociales y en algunos medios de comunicación con la diatriba, que Petro le expropiará su casa, su carro, su cuenta bancaria, su casa de campo. Eso no es cierto, no tiene sentido, pero lo siguen diciendo y de tanto decirlo muchos ingenuos creen que es verdad.

Otra mentira que circula en las redes sociales y medios de comunicación, es que Petro va a querer reelegirse. Se les olvida a quienes piensan eso y lo peor lo divulgan, que nuestra constitución no permite la reelección. Esa solo se dio en el país, por la corrupción de Uribe con la Yidis política y que el presidente Juan Manuel santos logró que el congreso le aprobará prohibir la reelección, después de haberse reelegido.

Petro ha demostrado desde que se vinculó a la sociedad, que es un demócrata, respetuosos de la Constitución y las leyes, y defensor del proceso de paz. Proceso que el gobierno de Duque por instrucciones de Álvaro Uribe Vélez trato de acabar.

No dudamos que con Petro en la presidencia el proceso de paz saldrá adelante. Su experiencia como reinsertado a la vida nacional le otorga los elementos necesarios para buscar la reconciliación de todos los colombianos que tanto lo necesitamos, es un hombre preparado y conocedor del país. Su lucha política siempre ha sido contra la corrupción de todo tipo, por ello en el congreso denunció al paramilitarismo, a los NUle por el robo en Bogotá, que le trajo malestares con algunos de sus compañeros del Polo Democrático al denunciar a Samuel Moreno y su hermano, el escándalo de Odebrechr. Si lo hizo como senador con mucha más razón lo hará como presidente de la república y ese es el temor que tienen quienes han manejado al país durante años. Estamos seguros que sacara adelante una reforma tributaria donde paguen los ricos lo que tienen que pagar, y que de paso es necesaria para poder empezar a resolver el déficit fiscal. Quienes piensan que no se necesita una reforma tributaria, no saben lo que pasa en el país. No podemos seguir con niveles de recaudo del 19% del PIB, cuando los países de la OCDE están en el 33%. La corrupción, como la evasión – elusión tributaria, fuga de capitales y lavado de dinero que es corrupción serán atacadas en su gobierno al igual que  el narcotráfico, y las bandas delicuenciales.

Recientemente en su columna del periódico El Heraldo, la doctora Cecilia López , a raíz del apoyo que  la Región Caribe  le brindo a Gustavo Petro de 1.9 millones de votos, ganando en todos sus departamentos, lo siguiente  Pero en la Región Caribe sí hay un mensaje que tiene que empezar a calar: se abre la clara posibilidad de nuevos liderazgos que no necesariamente tienen que ser de izquierda, sino que ojalá cubran todo el espectro ideológico, pero con una manera muy distinta de buscar el poder”.

Es que no podemos negar que la Región Caribe, tiene en Gustavo Petro al gobernante que tanta falta nos ha hecho en estos 158 años, para lograr salir de los niveles de pobreza monetaria, y multidimensional que padecemos, Hoy por hoy somos la región más pobre del país, producto de tener los índices de desempleo(13,4%), como de la informalidad(61%) , más altos del país,  y para completar este panorama  desolador tenemos la inflación más alta de Colombia (10.9%), superior  a la media nacional del 9.07%,.Con un agravante que los alimentos han crecido en un año, en el 21.6%, lo que contribuye a que también seamos la región del país, que más pasa hambre, 70%, de sus ciudadanos . A lo anterior hay que agregarle  los niveles bajos en educación, salud, vivienda  propia y recreación. Al igual que en el país, somos una región desigual. Nuestros jóvenes son carne de caños, para los grupos delincuenciales, con niveles de desempleo para los de 15 a 28 años, del orden del 23%, en promedio, el más alto del país..

No podemos dejar pasar por alto, que pagamos las tarifas de energía eléctrica más caras del mundo. Le invertimos con dineros públicos $6 billones, a Electricaribe para poder venderla y la vendimos a Alberto Ríos, el hombre al que Petro le quitó el negoció de la basura  cuando fue alcalde, y a EPM, por la suma irrisoria de $560.000 millones, cifra que sigue escondiendo el presidente Duque y su ministro de Minas, porque todos sabemos que se dieron actos de corrupción en esa negociación, que además llevo como principio un aumento de las tarifas por la CREG, del 40%.  Somos los únicos en el mundo, que pagamos por adelantado la futura inversión y la ineficiencia de Aire y Afinia por no controlar sus pérdidas de energía. Estas empresas no están atracando con su tarifa y su mal servicio.  Esperamos que Gustavo Petro cumpla con lo que prometió en Barranquilla de acabar con ese aumento de tarifa anulando la Resolución de la CREG que diseño la metodología para el cobro de la tarifa y paguemos por pérdida de energía lo que pagan en el interior del país. No tenemos por qué pagar un sobre costo  por las pérdidas de energía.

El cambio de modelo, que propone Gustavo Petro es beneficioso para la Región Caribe, porque tenemos tierras fértiles suficientes para producir no solo nuestros alimentos, sino también para exportarlos desarrollando una agroindustria que añada valor, un sector industrial montado sobre la base de exportar,, necesitamos empresas como Tecnoglass, Procaps con alta tecnología y centradas en producir para el mundo, no para el mercado interno. En un modelo de desarrollo como el descripto las regiones llamadas a beneficiarse sin duda  son las regiones costeras.

Pensamos que con el modelo de apertura de Gaviria,  y la firma de los TLC, nos favoreceríamos en las regiones costeras, y no fue así, debido a que en vez de crear empresas destruimos las pocas existentes y para complementar acabamos con el campo, importando más de 14 millones de toneladas de alimentos, lo que dio como resultado niveles de pobreza  del 89%.

Siempre he dicho que los TLC, no son buenos o malos, sin un contrato entre dos países o más, sujeto a revisión cuando una de las partes se sienta lesionado. Colombia no se ha favorecido con los 14 TLC  firmado, hy exportamos menos que anyes de la firma del TLC con los Estados Unidos, no hemos podido de pasar de US$45.000 millones, en exportación, con petróleo, carbón, oro, café , banano, flores, entre otros productos. Nuestras exportaciones que agregan valor son pocas, y eso es lo que prometió cambiar Gustavo Petro de llegar a ser “nuestro presidente”

Nuestra región necesita mucha infraestructura, necesitamos generar empleo bien remunerado, acabar con la pobreza extrema, mejorar los niveles de educación, contar con una buena salud, viviendas adecuadas y una mejor seguridad. Todo eso solo es posible si el gobierno nacional en cabeza de Gustavo Petro, decide fijar unas políticas públicas orientadas al desarrollo de la Región Caribe y Pacífica, tal como lo han hecho los presidentes antioqueños que dotaron a su Departamento de las obras de infraestructura  necesarias para conectarse con el mundo y manejar la movilidad interna.

Es una oportunidad que las regiones costeras no podemos desperdiciar, estamos a 14 días, de elegir a un presidente, Votemos por Gustavo Petro, un economista, con maestría en economía y medio ambiente, con experiencia administrativa como alcalde de Bogotá, que logró disminuir la pobreza extrema, llevar la salud a los hogares deprimidos, bajando el índice de mortandad a cero y darle valor al patrimonio de la ciudad como lo son sus empresas de servicios públicos domiciliarios, con ellas logró darles el mínimo vital a los más pobres tal como lo contempla nuestra constitución y no permitir actos de corrupción .Gran experiencia como parlamentario, que con sus debates logró denunciar los principales hechos de corrupción en el país y especialmente el paramilitarismo y sus vínculos con parte de la sociedad colombiana y con el narcotráfico.

Gustavo Petro tiene una hoja de vida intachable, nacido en “Ciénaga de Oro” ciudad del departamento de Córdoba, con 62 años de edad , tiene la experticia necesaria para darle cumplimiento a su programa de gobierno que a lo largo del país, en los medios de comunicación y en la plaza pública ha expuesto durante estos meses de campaña, y que todos los colombianos conocemos, no así, el programa de su contrincante que nadie lo conoce a pesar de que tiene uno, porque  solo se limita a decir “que acabara con la corrupción” “entréguenme la chequera “ “acabaré con los carros blindados” “la mujer debe estar en la casa” “decretara el estado de conmoción interior”(dictadura civil), y tiene como bandera el pensamiento de Adolfo Hitler . No conocemos nada de como acabara con la pobreza extrema y disminuirá la pobreza monetaria y multidimensional, como resolver el déficit fiscal y el de cuenta corriente, como garantizara una universidad pública centrada en la ciencia e investigación de alto nivel, que cambio aplicara al modelo económico actual, como disminuirá la deuda pública, que reforma laboral y pensional propondrá al congreso.

Por último decirles que si bien apoyamos en las zonas costeras a Gustavo Petro, necesitamos incrementar ese apoyo en la segunda vuelta pasando del 52.7%  al 7’0%,  ese apoyo de tal forma que pasemos de 1.9 millones de votos a 3.0 millones en el Caribe  y en una cifra similar en el Pacífico

Con Gustavo Petro en la presidencia, tendremos paz, seguridad jurídica, respeto a la constitución y las leyes, y progreso.