Cárcel para pareja que torturó y asesinó a su hijo de tres años en Bogotá

La pareja reconoció su responsabilidad en el crimen y aceptó los cargos imputados por la Fiscalía.

Una pareja de ciudadanos venezolanos fue enviada a la cárcel de manera preventiva por ser los presuntos responsables de torturar y asesinar a un niño de tres años en Bogotá.

La Fiscalía General indicó que estas personas fueron presentadas ante un juez de control de garantías y que, en ese momento, los dos reconocieron su responsabilidad en el maltrato físico y posterior muerte del menor de edad.

Los hechos habrían ocurrido en la localidad de Kennedy, al suroccidente de la capital. Los sindicados son la mamá y el padrastro de la víctima.

Durante las audiencias concentradas, un fiscal le imputó a la pareja cargos por los delitos de homicidio agravado en concurso heterogéneo con violencia intrafamiliar, y favorecimiento al homicidio en concurso heterogéneo con violencia intrafamiliar.

Los procesados aceptaron los cargos endilgados y deberán cumplir de aseguramiento privativa de la libertad en centro carcelario mientras avanza la investigación.

Así habría ocurrido el crimen

La denuncia de la muerte de este menor la semana pasada. Según dijo Yisel Rodríguez, una vecina del sector, la pareja trató de sacar envuelto en unas sábanas al niño en la mañana del 3 de junio y, al parecer, ya iba sin signos vitales y con quemaduras en el 80% de su cuerpo.

“Lo que pasa es que los padres consumían drogas y en medio de ese consumo el muchacho le comenzó a pegar al niño y la muchacha dejó que le pegara”, relató Yisel sobre lo ocurrido en la noche del martes 2 de junio.

Los vecinos de la pareja involucrada comentaron que el padrastro del menor lo habría quemado con cigarrillos en sus partes íntimas.

“Cuando llegaron al CAMI de Patio Bonito alertaron que el niño estaba muerto y llegaron como 10 policías”, contó Yisel Rodríguez.

Según la comunidad tanto la madre del menor agredido como su pareja fueron trasladado al CAI Caldas ubicado en ese barrio del sur de la ciudad.

Los habitantes de Patio Bonito exigen justicia en este caso pues denuncian que la madre del menor fallecido quedaría libre.