Caos en Afganistán por terror a los talibanes. Por lo menos hubo cinco muertos en el aeropuerto de Kabul

Miles de personas desesperadas por huir de Afganistán desataron el caos este lunes en el aeropuerto de Kabul, donde ya se registraron al menos cinco muertos, según testigos citados por Reuters, entre la multitud que intenta abordar vuelos de repatriación en el primer día del país bajo el control de los talibanes.

Las versiones apuntan a tres muertos por tiroteos, pero también habría víctimas fatales por las estampidas ante los disparos.

Por su parte, horas después el Pentágono confirmó que soldados estadounidenses abatieron a dos hombres en el aeropuerto de Kabul. Según informó un oficial al New York Times, se trata de dos sujetos que se acercaron a los uniformados portando sus armas.

Al respecto, un testigo reportó a la agencia EFE: “Vi a tres civiles y a un combatiente talibán muertos por el tiroteo entre los talibanes y las fuerzas estadounidenses”. Según su versión, el tiroteo se desencadenó después de que un talibán ordenó a varios civiles afganos que abandonasen el aeropuerto, pero cuando estos se negaron, el insurgente disparó contra ellos, lo que desencadenó la respuesta de las fuerzas estadounidenses, que abrieron fuego contra él, que murió en el acto.

Además, varios videos muestran cómo algunos ciudadanos intentan desesperadamente aferrarse a los aviones que despegan, arriesgando al máximo su vida.

La marea de gente comenzó a llegar desde anoche al aeropuerto internacional Hamid Karzai, en la capital afgana, con muchos de ellos sin ni siquiera documentos de viaje o visado, dejando imágenes angustiantes, después de que los talibanes entraran en la ciudad culminando su victoria final tras dos décadas de guerra.

La mayoría son personas comunes que se apresuraron al aeropuerto llevados por la idea de que Estados Unidos, que está evacuando a su personal en el país, va a sacar a los afganos, dijo a Efe un funcionario del aeropuerto, que pidió el anonimato. De momento ni las fuerzas de seguridad afganas ni los combatientes talibanes han asumido la seguridad del aeropuerto, aseguró.

En este momento, todos los vuelos desde el aeropuerto internacional Hamid Karzai están temporalmente suspendidos, informó en un comunicado la autoridad de la Autoridad de Aviación Civil Afgana (ACAA). “No se acerquen al aeropuerto hasta que se reanuden los vuelos”, añadió.

La ACAA también pidió este lunes a todos los vuelos civiles evitar el sobrevuelo de Afganistán, donde los talibanes recuperaron el poder.

A primera hora de la mañana de hoy, hora local, el Departamento de Estado de Estados Unidos anunció que había “completado” el proceso para transportar al aeropuerto a los aproximadamente 4.000 empleados de su embajada en Kabul.

Asimismo, la embajada estadounidense reiteró hoy su alerta para las personas que esperan ser repatriadas, para que no se acerquen al aeropuerto debido a la frágil seguridad de la zona, y que permanezcan resguardados en sus lugares hasta que les avisen.

Un grupo de 70 países de todos los continentes, incluidos España, Francia o Alemania, instaron este lunes a “quienes ocupan cargos de autoridad en todo Afganistán” que permitan a los ciudadanos del país y a los internacionales marcharse del país asiático.

Según la ONU, EE.UU. exigió que todos los civiles que quieran, puedan salir a salvo de Afganistán

Linda Thomas-Greenfield, embajadora de Estados Unidos en las Naciones Unidas, dijo que “todos los afganos y ciudadanos internacionales que deseen salir del país deben se permitidos de hacerlo a salvo”, en un discurso realizado ante el Consejo de Seguridad que se reunió de emergencia por la crisis en el país asiático.

La representante diplomática saludó los esfuerzos de países de la comunidad internacional hacia los refugiados y agregó: “Estados Unidos promete ser generoso en reubicar a los afganos en nuestro país”.

“Hoy quiero reiterar, volver a insistir y reafirmar este llamamiento: hay que proteger a la población civil, incluidos los periodistas y los no combatientes. Hay que poner fin a los ataques contra civiles u objetos civiles. Y deben respetarse los derechos humanos y las libertades fundamentales de todos los ciudadanos afganos, especialmente de las mujeres, las niñas y los miembros de grupos minoritarios. También hacemos un llamamiento a todas las partes para que impidan el terrorismo, y todos debemos asegurarnos de que Afganistán no pueda volver a ser una base para el terrorismo”, expresó.

Por su parte, la delegación británica dijo que es “vital” que la comunidad internacional se una con un mensaje de compromiso hacia Afganistán. “Continuaremos trabajando con nuestros socios en el Consejo de Seguridad, el G7, el Consejo de Derechos Humanos y en la región para lograr un Afganistán más estable e inclusivo para toda su población”, dijo el representante James Kariuki.

Las imágenes del caos y la desesperación en el aeropuerto de Kabul estremecieron al mundo, un día después de que los talibanes tomen el poder en Kabul. El presidente afgano, Ashraf Ghani, huyó del país y civiles intentaban abordar como sea los aviones que evacuaban al personal militar, diplomático y vinculado a gobiernos extranjeros.

El ministro alemán de Asuntos Exteriores, Heiko Maas, admitió que los aliados de la OTAN habían subestimado la velocidad del avance de los talibanes en Afganistán y no previeron que las fuerzas afganas no estaban preparadas para asumir la lucha. “No hay que disimular. Todos nosotros -el gobierno federal, los servicios de inteligencia, la comunidad internacional- juzgamos mal la situación”, dijo Maas en una conferencia de prensa en Berlín.

Entre tanto, el presidente estadounidense Joe Biden anunció que dará un discurso esta tarde desde la Casa Blanca.